Seguridad del Fogón

Los espacios al aire libre están de moda en las casas, especialmente en las casas de Florida. Si uno vive en el Intercoastal Waterway, tiene una vista del océano o en los lotes enormes del oeste, llevando el interior al exterior, el cual, es el dicho común de los dueños de casa. El resultado es un cambio en el parque detrás de la casa, que incluye el fuego del fogón popular.

De acuerdo a la Sociedad Americana de Arquitectos de Jardinería, el fogón ocupa el lugar número uno entre los tres ítems favoritos de los elementos diseñados para el patio. Una encuesta de los miembros encontró que los fogones representan el 75%, siguiendo con la iluminación que alcanzó a un 65% y la conexión sin cable llegó al 66%.  Los fogones han aparecido en los hoteles, en los restaurantes de moda y otros lugares públicos, pero es el incremento en la propiedad privada lo que preocupa a la Asociación Nacional de Protección del Incendio.

En su sitio electrónico la Asociación expone: “Las fiestas al aire libre son los mejores eventos del año.” “Las noches calurosas, el cocinar en la parrilla, los amigos y familia pasando un tiempo agradable juntos en el patio o alrededor de la pileta crean recuerdos maravillosos que duran toda una vida. Pero, ofreciendo eventos al aire libre presentan, también, los riesgos de incendio de los hogares.” “Afortunadamente, siguiendo algunos consejos de seguridad sencillos y algunas guías pueden ayudar y asegurar que usted y sus invitados permanezcan a salvo.”

La Asociación reporta que en el año 2012 los fogones causaron casi 3.700 incendios, según la última estadística disponible. Además, reporta que las lesiones a causa de los fogones se han triplicado entre los años 2006 al 2012, elevándose a 3.600 lesiones desde 1300 lesiones;  extendiéndose como una plaga en los niños de 5 años y la población joven, los cuales cuentan por un cuarto de los heridos.

Según NBC News en su artículo titulado: “Los expertos advierten el incremento de las lesiones de los fogones”: “Muchos se queman el día siguiente, cuando el carbón, todavía, está caliente.” “Aún, si el padre está cerca, toma pocos segundos para que un accidente serio ocurra.”

Tres segundos  es todo lo que tomó para que un niño de seis años en Maryland, quien se cayó en el fogón, recibiera quemaduras de segundo y tercer grado y el 10 % del cuerpo lesionado. El padre del niño escuchó, antes de correr hacia el fogón y a rescatar su niño de las llamas: “Me estoy muriendo, me estoy muriendo.”  Desde el fin de semana del Memorial Day del año 2017, el niño se ha recuperado, pero tiene cicatrices permanentes en su cuello.

Doctor Dylan Steward, quien trató las heridas del niño dijo a NBC News: “La mayoría de los padres dicen todo pasó tan rápido. Yo me di vuelta por un segundo y los próximo que se es que él estaba gritando.” “Esta es una historia muy común.”-

Aquí algunos consejos de seguridad: 

  • Supervise los niños a todo momento y asegúrese que se encuentran a 10 pies lejos del fogón.
  • Alerte a los niños cuando el fogón está prendido, cuando se vuelve a prender y cuando se apaga. Repita las reglas con ellos cada vez, para prevenirlos de que se quemen.
  • Apague el fuego apropiadamente, de acuerdo con las indicaciones del fabricante.

NBC News n su artículo expone: “El fogón puede permanecer caliente hasta el próximo día.” “Asegúrese que los niños sean consciente de ello y supervise el fogón supervisado hasta que las brasas estén quemadas y la temperatura es normal. Su alguien sufre una quemadura moderada, use agua no muy fría en la quemadura por 3-5 minutos, luego cúbrala con una tela seca y limpia. Para quemaduras serias dirígase, inmediatamente, al hospital.”

Es importante la locación de fogón en la proximidad de la casa, rodeado por vegetación y  vecinos. Debe ser colocado, fácilmente, a unos 25 pies de la casa, si es posible y 10 pies lejos de los árboles, arbustos y la casa del vecino, es suficiente. El fogón no debería ser colocado en un patio cubierto o bajo ramas, tampoco sobre el pasto o madera, debería ser colocado sobre un block de concreto o mosaico. Para ser más cauteloso, llene un balde de agua o arena, o bien llene un balde de cada uno de ellos (todavía mejor) tenga una manguera y guantes, cerca, en caso de emergencia.

En el artículo de Mother Earth News titulado: ”Cinco Consejos de Seguridad de un ex-Bombero de Wildland”: “Los fogones son una adición fantástica en cualquier hogar o patio rural.” “Ellos son atractivos, baratos para su uso y ayudan a extender el uso de su patio durante el otoño e invierno. Pero, cuando usted usa un fogón: ¡Usted está jugando, literalmente, con fuego! Un descuido en su uso, no solamente, conduce su casa a un incendio, pero también, una chispa en el pasto prendería fuego y podría poner en peligro a sus vecinos.”